5 rarezas de tu bebé que nadie te contó ¿Las conoces?

¡Te sorprenderás!

Ser madre primeriza es ver un mundo totalmente nuevo. Se empieza a conocer en la práctica al bebé y todos los cuidados que debes seguir, no obstante, hay algunas cosas que te pueden sorprender, pero que son totalmente normales.

¡Conócelas!

1- La cabeza de un bebé es extraña, no tiene la forma normal de los niños o adultos y esto se debe a que el cráneo se acomoda para no sufrir fracturas durante el parto vaginal. Pero tranquila, que poco a poco comenzará a tener un aspecto normal.

2- Si notas que tu bebé es un tanto asustadizo, tranquila. Debes pensar que estuvo durante nueve meses cómodo dentro de tu vientre y que ahora debe acomodarse a su nuevo hábitat, que por su puesto, le es extraño en un principio.

3- Sólo las manos y los pies de tu bebé están fríos: Si notas aquello y te dan unas ganas tremendas de abrigarlo, mejor sigue leyendo. Ya que, no significa que sienta frío, sólo debes tocar su cartita, y si está tibia, quiere decir que tu bebé está de lo mejor.

4- Si notas que tu bebé estornuda mucho, no te preocupes, ya que no es nada del otro mundo. No significa que esté refriado, sólo que tu bebé necesita despejar sus fosas nasales, y ese es el único método para hacerlo.

5- Otro tema que complica a las madres es respecto a la piel de su bebé. En un comienzo la verás con escamas, lo que es normal, ya que la piel comenzará a descascararse, así que trata de no retirarla, solo deja que caiga sola.

Video Destacado