El factor hereditario aumenta en un 18% el riesgo de sufrir esta enfermedad en hombres

Es el cáncer más frecuente entre los hombres chilenos y es asintomático. No obstante, existe una buena noticia, si se diagnostica de manera precoz, la sobrevida del paciente es igual a la de un hombre sano.

El cáncer de próstata es una patología en que las células de esta glándula mutan o pierden la regulación del crecimiento, aumentando su número en forma acelerada e invadiendo otras estructuras.

Como explica el urólogo de Clínica Vespucio, Dr. Juan Carlos Frías, “este cáncer es asintomático y sólo en etapas avanzadas puede presentar señales de obstrucción urinaria o dolor cuando alcanza otros órganos como los huesos”. Así, cuando los pacientes presentan deseos imperiosos de orinar, ardor miccional o la sensación de que no se vacía completamente la vejiga, la esperanza de vida disminuye considerablemente.

Es por ello que realizarse exámenes preventivos desde los 45 años es el mejor método para detectar prematuramente el desarrollo de cáncer de próstata. Además, el urólogo precisa cuáles son los factores de riesgo que aumentan la probabilidad de padecer esta enfermedad:

– Componente hereditario: en hombres con hermanos o padres que padezcan este cáncer, las probabilidades aumentan en un 18%.

– Edad: en hombres mayores de 50 años aumenta el riesgo de padecer cáncer de próstata.

– Raza: poseer ancestros afroamericanos.

Considerando que la próstata es la glándula encargada de producir parte del líquido seminal, el diagnóstico precoz es clave para superar esta patología sin mayores repercusiones. “Al detectarse en sus etapas iniciales, se puede ofrecer un tratamiento curativo al paciente, permitiéndole llevar una sobrevida igual a la de un hombre sano”, advierte el especialista.

Tratamiento

Si el diagnóstico es temprano, el tratamiento puede ser quirúrgico o con radioterapia y tiene una intencionalidad curativa. “Por el contrario, si el cáncer se detecta tardíamente o en etapas avanzadas, ya sería necesario realizar hormonoterapia y quimioterapia, que son tratamientos paliativos”,  afirma el Dr. Frías. Estos últimos métodos buscan bloquear la hormona responsable de hacer progresar la patología, llamada testosterona.

Un paciente al que se le realiza una cirugía por cáncer de próstata en etapas precoces, tiene una sobrevida de casi 100% a 5 años. En cambio, un hombre al que se le diagnostica la enfermedad en etapas avanzadas, no sobrepasa el 28% de sobrevida a 5 años.

Video Destacado