Pilates y yoga durante el embarazo

Practicar yoga o Pilates durante la gestación te ayudará a estar en forma y a aliviar ciertas molestias típicas del embarazo. Además, sobre todo el yoga, será un gran aliado para encontrarte mejor mental y emocionalmente.

 

Durante el embarazo suelen recomendarnos un cierto grado de actividad física que nos mantenga activas y en forma sin poner en riesgo nuestra salud o la del feto. Por sus cualidades, ritmo y beneficios, dos de las actividades más recomendadas por los expertos para estos intensos meses de tu vida son el yoga y el método Pilates.

 

Prevenir la incontinencia urinaria, mejorar las posturas, fortalecer y tonificar los músculos, liberar tensión física y emocional…, son numerosos los beneficios de practicar yoga y Pilates durante el embarazo. Estas dos actividades de bajo impacto se basan en ejercicios suaves que resultan ideales a lo largo de toda la gestación, y que también extienden sus bondades al parto, e incluso después del mismo.

 

Según la especialista en el método Pilates prenatal y posnatal y responsable de fisioterapia de la clínica alicantina Maternum, Paula García Angüís: “el método Pilates durante la gestación prepara a la futura mamá de cara a los numerosos cambios físicos, estructurales y emocionales que el embarazo trae consigo, además de trabajar y mejorar las funciones de todas las estructuras implicadas en el parto. Es un trabajo de cuerpo y mente que permite coordinar los movimientos y la respiración”.

 

En cuanto al yoga, también es una fuente de salud que trabaja a nivel físico, pero que pone énfasis en la concentración mental. “El fin primario del yoga es destensionar el cuerpo y concentrar la mente, para poder conectar. Se usa la respiración como un instrumento de concentración para conectar el cuerpo y la mente, y también se pueden trabajar otras sensaciones: contracciones, movimientos del bebé en el útero, sonidos… Durante el embarazo, la práctica del yoga te permite un espacio de calma desde donde respirar y observar la grandeza de lo que está ocurriendo en tu cuerpo”

 

En definitiva, apostar por estas dos disciplinas es conseguir eso de mens sana in corpore sano. Aunque nunca te olvides de informar a tu ginecólogo de tu intención de practicarlas y, por supuesto, siempre ponte en manos de buenos profesionales que adapten los ejercicios a tus necesidades.

NOTAS DESTACADAS

Cafeteras: ¿cómo elegirlas?

Esta es la única razón por la que tu ex pareja volvió a escribirte en esta cuarentena

Este es el nuevo chat para denunciar de manera fácil y rápida la violencia intrafamiliar

5 buenas recomendaciones para comer saludable durante la cuarentena por covid-19

La verdadera importancia del "colchón financiero" en tiempo de crisis

4 formas diferentes de entretenerte bailando en cuarentena

La razón de porque el teletrabajo es un engaño para las mujeres, según estudio

Los ingeniosos carteles que han hecho las madres a sus hijos en cuarentena

6 alimentos que quizás no sabias que podías conservar en el congelador

Esta dieta promete alejarte de los kilos extras en la cuarentena

4 prácticos consejos para estudiar en casa sin perder la concentración

Truquitos para resaltar tus dotes en las videollamadas en cuarentena

4 juegos caseros para entretenerte con la familia en cuarentena

Consejos para evitar contagiarte de Covid-19 si te encuentras embarazada

5 insólitas preguntas que te han surgido a raíz de la cuarentena en casa

Tips para conciliar un sueño saludable y reparador

5 consejos que te ayudarán a llevar con calma el confinamiento en casa

Consumir estos alimentos te brindará mayor protección ante el posible contagio por coronavirus

6 grandes ideas para hacer en casa durante la cuarentena

Conoce las mejores apps de entrenamiento que no dejarán espacio para excusas

Ver más notas