La dura etapa que vivió Macarena Tondreau con su hijo mayor: No tenían para comer

La periodista Macarena Tondreau fue una de las invitadas al programa "Podemos Hablar" de CHV; donde desclasificó la dura etapa que vivió con su hijo mayor, Gianpiero, tras su separación matrimonial con Enzo Corsi.

"Cuando fui mamá a los 18 y me separé a los 20, casi 21, fue un período súper complicado, porque no tenía como mantener a mi hijo y no iba a volver a mi casa, porque yo soy súper dura conmigo. Si yo sigo un camino no vuelvo atrás, no pido ayuda a mis papás, nada", partió narrando.

Para luego sincerar, "Entonces, hubo una época en la cual tenía tres trabajos, pero los tres me pagaban muy poquito y tenía que pagar departamento y alguien que cuidara a mi hijo. Llegó un momento en que no había comida para los dos, comía él o comía yo".

"Mi vecina… Me da pena, pero se me quita. Mis vecinas me daban de repente. Yo no aceptaba la comida, pero dejaban la comida en la entrada y me golpeaban la puerta. Y era un plato de comida"; agregó con lágrimas en sus ojos.

Sin duda una dura situación y con un hijo a cuestas, "Llegué a pesar 46 kilos, cuando pesaba 54. Bajé ocho kilos en tres meses", destacó Macarena Tondreau.

"Lo que me tiene tranquila es que mi hijo jamás pasó hambre. A lo mejor no siempre tuvo el mejor plato, la comida era fome porque era como juntando lo que había en la casa. Pero sí lo hizo ser un mejor hombre. A pesar de que era chiquitito, él tiene claro que nos faltaron durante un buen tiempo hartas cosas", señaló la periodista sobre su hijo, hoy de 25 años.

Quien remató con, "Por eso de repente soy tan jodía con el tema de ver niños en la calle, querer ayudar a las fundaciones, porque no sé si hay un dolor más fuerte que el dolor del hambre. Es una angustia y una desesperación tan grande, y pierdes la dignidad. Se te va a la mierda la dignidad. Es terrible, te sientes como lo peor. No eres capaz de conseguirte un plato de comida. Es fuerte".

REVISA EL VIDEO COMPLETO ACÁ.