¿Tú hijo no quiere comer? Mira estas 5 opciones de colaciones entretenidas y sanas

La preocupación principal de muchos padres es la alimentación de sus hijos cuando están en período de clases. La merienda escolar es todo un dilema, pero acá te dejaremos unos tips súper saludables y nutritivos para tus pequeños. 

Las meriendas deben ser saludables y atractivas para los pequeños. Estos alimentos deben proporcionarles la energía necesaria para que puedan aprender y jugar en la escuela, de no tener la alimentación adecuada puede tener problemas para concentrarse y sentirse agotados. 

Los jugos de frutas son otra excelente opción, ya que con un vaso de jugo 100% de fruta le dan a tu hijo los nutrientes necesarios para su crecimiento y desarrollo.

Entre los alimentos con fuentes de proteínas que puede ser parte de una buena merienda se destacan:

  • Atún o pollo enlatado.
  • Huevos cocidos, en trocitos con sal, puedes agregarlos en sándwich o en ensaladas.
  • Frijoles molidos.
  • Mantequilla de maní.
  • Marañones, maní, almendras u otros frutos secos.

Fuentes de calcio:

  • Leche descremada, yogur y batido de leche con frutas.
  • Jugo de naranja.
  • Trocitos de queso blanco.

A continuación encontrarás algunas ideas de meriendas saludables que son ideales para niños escolares:

Merienda 1:

  • 1 taza de melón en cuadritos.
  • Un sándwich de jamón, queso blanco y tomate.
  • Leche descremada.

Merienda 2:

  • Una barra de granola.
  • Un yogurt descremado.
  • Pasas.
  • Un jugo de naranja.

Merienda 3:

  • Jugo de papaya.
  • Sándwich de atún con mayonesa light.
  • Una manzana entera.

Merienda 4: 

  • Ensalada de pasta, pollo picado y maíz dulce, con mayonesa light.
  • Sandia y papaya en cuadritos.
  • Jugo de manzana.

Merienda 5: 

  • Agua.
  • Galletas con mantequilla de maní.
  • Trozos de brócoli y coliflor con algún aderezo bajo en grasa.
  • Una mandarina.

Siempre recuerda:

  • Incluir diferentes grupos de alimentos en la merienda, por ejemplo, las frutas, vegetales, lácteos y carbohidratos.
  •  Cuando le prepares a tu hijo un sándwich, debes utilizar varios tipos de pan, tales como pan integral, pan para pizza, etc. Debes ser creativa, recuerda que los niños se aburren fácilmente.
  • Enseñarles qué tipo de alimentos son los más importantes de consumir todos los días y otros tipos de alimentos que pueden comer ocasionalmente.
  •  Involucrar a los niños en el momento de planificar sus meriendas, que se sientan que pueden tomar decisión de ciertos alimentos y no vean la comida como una obligación. 
  •  Se recomienda dejar los alimentos listos una noche antes noche, así prepares la merienda con tiempo.